aqualix

Este tratamiento novedoso, fue creado hace unos pocos años para eliminar de forma eficiente la adiposidad del cuerpo, por medio de lo que se conoce como una “intralipoterapia”. Para realizarlo, el doctor inyecta por medio de una aguja de tamaño diminuto el producto. Basta un solo pinchazo para que el Aqualix se disperse por toda la zona que se desea tratar. Paso seguido, es necesario realizar aproximadamente unos diez minutos de ultracavitación para lograr conseguir y amplificar los resultados deseados.

Posteriormente a que el producto ha sido inyectado en nuestra piel, se utilizará una máquina productora de ultrasonidos para aumentar el drenaje de los fluidos grasos que poseemos en nuestro cuerpo. Otro nombre que recibe este tratamiento es el de adipocitolisis por cavitación y consiste, exactamente, en la reducción del contorno de nuestro cuerpo gracias a la eliminación y supresión de los depósitos grasos en zonas claves donde está se concentra con mayor frecuencia: el abdomen, las caderas, los glúteos, los muslos, los brazos etc.

Una de las principales ventajas del Aqualix es que sus efectos colaterales son prácticamente nulos. Posteriormente al tratamiento, se puede llegar a experimentar una ligera molestia en la zona tratada en forma de un hormigueo que dura generalmente unos 3 o 4 días. Al ser un tratamiento ambulatorio no hace falta que suspendamos nuestras actividades cotidianas, las cuales podremos seguir realizando sin ningún inconveniente.

Para saber la cantidad de sesiones que serán necesarias para conseguir los resultados deseados, el interesado deberá consultar con un especialista ya que éstas dependerán de sus características físicas. En otras palabras, la cantidad de grasa a eliminar, y las características químicas de los adipocitos que se poseen. Generalmente con casi todos los pacientes, los tratamientos no suelen pasar de las 4 sesiones.

Si desea más información o reservar su cita, puede solicitarla haciendo clic aquí.