manchas
Las manchas en la piel se originan por una sobreproducción de un pigmento llamado melanina. Este proceso de pigmentación se produce cuando el melanocito, que es el encargado de fabricarla, es estimulado por diversos factores, entre ellos los rayos solares, y genera un exceso de melanina que mancha las células superficiales de la piel.

Las manchas en la piel son uno de los signos que más evidencian el envejecimiento porque le dan al rostro un aspecto sombrío. Estas se forman tanto en el día como en la noche, siendo necesaria una rutina especializada en aclaración e iluminación facial que las combata durante 24 horas”.

Si la piel está hiperpigmentada las manchas pueden ser en forma de lunares, pecas o las manchas de la edad. La hiperpigmentación puede ser causada por muchos factores tanto internos (enfermedades y cambios hormonales), como externos (rayos ultravioletas). Aún si la causa de las manchas no es la exposición al sol, este siempre agrava el problema. El sol hace que las manchas se vuelvan visibles y más oscuras.

Los daños del sol en la piel pueden ser vistos con ciertos filtros de luz antes que sean visibles normalmente, el sol hace que estas manchas invisibles en condiciones normales se intensifiquen haciéndose visibles.

Además de aplicar el tratamiento despigmemtante adecuado para su problema, recomendamos aplicar en rostro y escote alta protección solar así como utilizar los productos cosméticos correspondientes para tratar su problema y de esta manera eliminaremos las manchas, devolviendo a la piel del rostro claridad y luminosidad.

Si desea más información o reservar su cita, puede solicitarla haciendo clic aquí.